Diarreas de verano: prevención y tratamiento

Entre las afecciones más habituales durante las vacaciones se encuentran los trastornos gastrointestinales, tanto diarreas como estreñimiento. De hecho se calcula que de los 100.000 españoles que viajan a países tropicales, 50.000 tendrán algún trastorno gastrointestinal. Pero no es necesario salir fuera de España para encontrar casos entre los viajeros. De vacaciones, ya no hay tanta prisa para hacer las cosas, no se come de la misma forma y las rutinas diarias cambian de forma radical. Puede, por ejemplo, que no se beba el mismo agua, ni en cantidad ni en calidad y los horarios son más laxos. Con todos estos cambios es lógico que en muchos casos el ritmo intestinal se resienta y aparezcan las diarreas, que pueden asociarse con vómitos, dolores cólicos abdominales, náuseas y en ocasiones con fiebre. En general es un proceso autolimitado que no suele superar los 5-6 días, aunque en ocasiones puede persistir por más tiempo. El mayor peligro es la deshidratación que puede ocurrir, especialmente en lactantes y en ancianos.

Además, en verano son muchas las situaciones que influyen negativamente en el funcionamiento del sistema inmunológico, entre las que se encuentra la modificación de las rutinas en cuanto a los horarios de las comidas, sueño…; una alimentación desequilibrada, exceso de tabaco y alimentos excitantes, o el sedentarismo.

Papel de los probióticos en el tratamiento y prevención de las diarreas

El empleo de los probióticos para ejercer un beneficio en determinadas enfermedades infecciosas se apoya en el papel de estos microorganismos como posibles moduladores de la microbiota intestinal y del sistema inmunológico.

Los probióticos pueden ser efectivos tanto en prevención como en el tratamiento de varios tipos de gastroenteritis aguda, reduciendo la gravedad y la duración. Sus efectos dependen de la cepa, la dosificación utilizada, la etiología del proceso y la precocidad de administración.

Línea HeelProbiótics: Un simbiótico para cada perfil de paciente

La nueva línea de simbióticos de Heel, Gasteel, Gasteel Kid y Gasteel Plus, cuenta con una composición única y sinérgica adecuada a cada perfil de paciente, y contribuye a un buen mantenimiento de la función intestinal y a una correcta absorción de los alimentos. Cuenta con cepas probióticas seleccionadas y estudiadas específicamente, con un dossier científico que avala su efecto modulador del sistema inmune. La línea HeelProbiotics incluye prebióticos, sustancias no absorbibles en el intestino que favorecen el crecimiento de los microorganismos probióticos; además de vitaminas, minerales y otros componentes que actúan en sinergia con el efecto del probiótico. Todos son aptos para celiacos y no contienen lactosa.

CONSULTE CON SU MÉDICO O FARMACÉUTICO

HeelProbiotics
Nuevos simbióticos de la línea HeelProbiotics

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *