10 beneficios de no estar pendiente del móvil en vacaciones

Internet, el teléfono móvil y los juegos interactivos tienen innegables beneficios que han contribuido a su rápida implantación en la vida cotidiana de todas las familias. Pero también es cierto que hacer un uso inadecuado de ellos implica riesgos y un problema de prioridades, de amigos, de vínculo e, incluso, de salud.

Por ello es importante desconectar y el verano puede ser una etapa muy propicia para ello. Y qué mejor momento que en vacaciones para olvidarnos de un aparato que, al final, termina siendo un problema.

Deja el móvil… y di hola a estos beneficios.

 

1. Mejora tu estado de ánimo

El móvil puede llegar a generar modificaciones del estado de ánimo, ansiedad, sentimiento de inseguridad, miedo a salir sin él, tener que volver a por él si se olvida y/o no ser capaz de hacer nada sin el móvil.

¿De verdad estás dispuesto a perderte lo mejor del verano porque el móvil te “amarga la vida”?

Estar de buen humor y con un estado de ánimo positivo, está relacionado con el desarrollo de fortalezas y virtudes como la alegría, la euforia o el entusiasmo.

Tendrás más confianza en ti mismo, valorarás los acontecimientos de manera más positiva y te sentirás realizado a nivel personal.

¿Vas a perderte este verano todas estas emociones positivas por culpa del móvil?

 

Desconectar del móvil en vacaciones

 

2. Tu descanso lo agradecerá

El uso del móvil se relaciona con efectos negativos en el sueño. Se considera que las redes sociales, Internet o ciertas aplicaciones desplazan o interrumpen el tiempo de sueño ya que proveen contenido estimulante y alteran el ciclo circadiano.

El sueño es un proceso fisiológico y una necesidad biológica de los seres humanos que les permite lograr un estado adecuado de salud.

Consiste en una etapa relativa de inactividad física en la que se restablecen las funciones psicológicas, neuroendocrinas, gástricas e intestinales, que son vitales para un pleno rendimiento. Y, a su vez, la persona se encuentra en un estado de descanso y recuperación.

La calidad de sueño depende de varios factores. Uno de ellos es el inadecuado uso del móvil o el excesivo uso del móvil.

Olvídate de él este verano y ¡duerme a pierna suelta!

3. Estarás más atento, concentrado y motivado

No son pocas las personas que manifiestan sentir ansiedad cuando ven alertas en sus dispositivos indicando notificaciones y que no las pueden contestar inmediatamente.

Pero también sienten ansiedad cuando pierden el teléfono móvil o están viendo que se les agota la batería.

El verano es un buen momento para pasar tiempo al aire libre. Déjalo en casa. Olvídate de él. Disfruta del pasaje, de tomarte algo en una terraza, de las puestas de sol.

En definitiva, de más tiempo para ti.

4. Realizarás más ejercicio físico

El móvil implica cierto grado de sedentarismo. No nos interesa porque realizar o conseguir una actividad física diaria es beneficioso para la salud, especialmente para levantar el ánimo y fortalecer el cuerpo.

De hecho, las mejores actividades físicas son las actividades cotidianas de la vida diaria: andar, montar en bicicleta o subir escaleras.

Pero lo más recomendable es practicar un ejercicio físico programado y de intensidad moderada y, el verano, resulta una época inmejorable para practicarlas.

Es importante recordar que la actividad física contribuye a la prevención y manejo de una serie de enfermedades, entre las que se destacan las enfermedades cardiovasculares, diabetes obesidad, hipertensión arterial (HTA) y depresión, entre otras.

 

Disfrutar del verano

 

5. Evitarás conflictos con tu pareja

El móvil tiene repercusiones negativas en las relaciones de pareja. Puede dar pie a malentendidos, malos ratos y discusiones que se producen por haber visto algo en redes sociales de la otra persona y que hacen sospechar.

Por lo tanto, usa correctamente las redes sociales. Pero ¡mucho mejor! Olvídate del móvil y pasa tiempo con tu pareja. Vuelve a sentir esa sensación de protección, apoyo, cariño, valoración, atención y estima.

Volverás a mantener conversaciones, pasar un rato agradable, compartir los gustos, intereses y preocupaciones. Tu pareja se sentirá escuchado y atendido, lo mismo que tú.

6. Hablarás con tus amigos en persona

El uso excesivo del móvil provoca un mayor aislamiento social y perjudica las relaciones personales. Incluso, las pone en peligro.

Porque las relaciones sociales se mantienen, cada vez más, por mensajes de texto y el cara a cara se ha perdido. Con esta nueva situación, las conversaciones son de peor calidad e intensidad, se pierde la comunicación espontánea y se pone en riesgo la empatía.

En verano tenemos más tiempo. Queda con tus amigos en la plaza del pueblo, en una terraza o en la playa.

Todos necesitamos el respaldo de nuestros amigos y poder hablar de música, de ropa o, simplemente, echarse unas risas.

7. Tiempo para ti

Estar pendiente del móvil y no separarse de él ni en casa, ni el supermercado ni para dar un paseo te quita tiempo para ti, para conocerte, relajarte, pensar en tus cosas y sacar lo mejor de ti.

Deja ese tiempo para ti, disfruta cada momento… ¡y vuelve a tener confianza en ti mismo!

8. Recupera tu salud

¿Sientes más rigidez y dolor en las manos y los dedos? ¿Te duele habitualmente el cuello? ¿Dolor de cabeza? Sí has contestado que sí a alguna de estas preguntas es que usas demasiado el móvil.

Es el momento de dejarlo a un lado porque es el causante de estos dolores por las posiciones inadecuadas que hacemos cuando lo utilizamos.

El pasar excesivo tiempo con el móvil en la mano hace que sobrecarguemos la musculatura de la zona del cuello y lo tengamos sobrecargado.

¡Deja de una vez los dolores a un lado!

9. Rescata el placer de la lectura

Pocas cosas son tan placenteras como leer un libro. Olvídate de todo, abre un libro y sumérgete en las aventuras de sus personajes.

Son innegables y múltiples los beneficios de la lectura: te hace compañía, evita el aburrimiento y previene el estrés.

10. Contemplar la vida con tus propios ojos

Parece algo absurdo, ¿verdad? No lo es. Hoy queremos inmortalizarlo todo con la cámara de nuestro móvil. Captar ese instante con el móvil hace, en el fondo, que te lo pierdas, que seas incapaz de contemplarlo con tus propios ojos.

Mirar el atardecer por ti mismo, sin poner la cámara o un filtro de Instagram, te sorprenderá. ¡Pruébalo!

 

Planes de verano con niños

 

Síntomas de abuso a las pantallas

En aquellas personas con cierta adicción al móvil, vamos a poder ver cómo están de forma continuada “vigilando” el aparatito, esperando siempre cualquier señal que llegue al móvil.

Cada poco tiempo, de forma compulsiva e incontrolada, consultarán el móvil, aunque esté haciendo otra cosa.

Además, cuando se da un uso problemático de las tecnologías, las personas:

  • Suelen normalizar, justificar, minimizar, ocultar o negar su problema.
  • Tienen dificultades para limitar el tiempo de uso o controlar la conducta.
  • Ponen en riesgo, pierden o deterioran sus relaciones laborales. Y, en los menores, fracasan a nivel escolar.
  • Se sienten tristes, irritados e inquietos cuando no tienen cerca o no pueden interactuar con su móvil, Tablet o consola.

Trucos para dejar el móvil a un lado

  • Fija tiempos de conexión online mediante un horario riguroso de navegación y/o uso de las aplicaciones.
  • Deshabilita todas las notificaciones.
  • Apaga el móvil a la hora de dormir.
  • Rompe con las rutinas de conexión y realice más actividades al aire libre.
  • Dedica más tiempo a sus amistades y familiares.
  • Vuelve a épocas menos “tecnológicas”. Usa la cámara de fotos (en lugar del móvil), utiliza mapas y guías en papel, compra periódicos, revistas y libros en los kioscos en vez de digitales o alójate en hoteles que carezcan de Wifi.

Los expertos recomiendan…

  • De cero a 2 años. Ninguna pantalla.
  • De 2 a 5 años. Entre media y una hora al día.
  • De 7 a 12 años. Una hora con un adulto delante. Nunca mientras comen.
  • De 12 a 15 años. Una hora y media. Supervisando actividad.
  • Con más de 16 años. Dos horas como máximo. Dormitorios sin pantallas.

Referencias
https://www.researchgate.net/publication/308038116_Sobre_la_necesidad_de_desconectar_algunos_datos_y_propuestas
https://www.redalyc.org/pdf/2891/289122057007.pdf

Lda. Laura Arbeloa Jiménez
Lda. Laura Arbeloa Jiménez
Licenciada en Periodismo por la Universidad Francisco de Vitoria de Madrid. Actualmente trabajo en Heel España realizando diferentes funciones de comunicación corporativa y marketing.
Más información >

Deja un comentario

Desde Tu Equilibrio y Bienestar nos tomamos muy en serio tu salud. Por este motivo no podemos hacer diagnósticos online, si tienes síntomas te recomendamos que recurras a un especialista. Gracias por leernos y comentar. Más info